Tratamiento psicológico del Estrés

tratamiento-estres-stress-psicologa-jana-betere-psicologo-madrid

En el tratamiento del estrés, los psicólogos solemos trabajar con las respuestas de estrés «negativas», es decir, aquellas que no nos están ayudando en nuestro día a día y están repercutiendo en nuestra salud.

¿Qué es el estrés?

El estrés o la respuesta al estrés, es nuestra forma de afrontar y adaptarnos a las situaciones que aparecen en nuestro día a día.

Ante un estímulo estresante, nuestro organismo se va a poner en marcha, activando los recursos necesarios según la estrategia que vayamos a desarrollar: huir, enfrentarnos o soportarla. Y desactivará también aquellos procesos que no necesitemos y que conlleven una inversión de energía importante como puede ser la digestión o la respuesta sexual.

La respuesta que demos tendrá unas consecuencias, influyendo en cómo nos adaptamos al entorno, si es de una manera que nos es útil o si nos termina perjudicando. Podemos decir que, ante el estímulo, tendremos una percepción de estrés, que dará lugar a una respuesta y a sus consecuencias.

Causas del estrés, ¿Qué nos estresa?

Las principales causas del estrés son aquellas condiciones ambientales, denominadas estresores, que generan estrés en la persona y que activan una respuesta adaptativa.

Aunque pensemos que suelen ser condiciones externas las que nos estresan, tiene un papel importante la forma en que percibimos el estresor. Nosotros, finalmente, con nuestra interpretación, vamos a darle ese valor.

Esto lo vemos continuamente. Ante una misma situación, podemos ver diferentes reacciones en los demás. Personas que reaccionan con humor, con queja o con agresividad ante el mismo suceso.

Aunque tendamos a pensar que los estresores tienen connotaciones negativas, también pueden ser positivas las situaciones, cambios y vivencias que nos estresen. Todo cambio que se viva como amenazante se vivirá como estresante.

Tipos de situaciones estresantes

Una posible clasificación de situaciones estresantes es la siguiente:

  • Sucesos vitales intensos (bodas, fallecimientos, accidentes, despidos)
  • Sucesos diarios estresantes de menor intensidad (gestiones diarias en el trabajo)
  • Situaciones de tensión crónica mantenida

Las características propias del estresor como lo novedoso de la situación o la incertidumbre en la que nos sitúa, influirá en el aumento de nuestra respuesta.

Síntomas y consecuencias del estrés

A continuación vamos a ver los síntomas que pueden tener si te encuentas en una situación de estrés y una serie de trastornos que los psicólogos relacionamos con posibles consecuencia del mismo.

Estos trastornos se vinculan a la vivencia del estrés, bien porque son consecuencia directa, o porque empeoran ante la presencia del mismo.

Síntomas Físicos

Si estamos estresados es muy probable que suframos de tensiones, dolores musculares, dolor de cabeza, de espalda. Que tengamos problemas gastrointestinales como colón irritable, dispepsia, acidez de estómago, gases o digestiones pesadas. Diabetes o cansancio físico.

Otros tipos de trastornos que podemos tener derivados o aumentados por el estrés:

  • Coronarios
  • Respiratorios
  • Inmunológicos
  • Endocrinos y metabólicos
  • Sexuales
  • Dermatológicos
  • Psicopatológicos

Síntomas emocionales

A nivel emocional podemos tener

  • Problemas para concentrarnos
  • Sensación de pérdida de memoria
  • Pensamiento enlentecido o ralentizado
  • Sensación de mente saturada
  • Dificultad para tomar decisiones
  • Ansiedad
  • Angustia
  • Nerviosismo
  • Depresión

Síntomas conductuales

Por último, a nivel conductual, podemos vivir:

  • Una alteración en la ingesta de alimentos, (se nos cierra el estómago o se nos abre el apetito)
  • Aumento del consumo de sustancias (alcohol, tabaco, marihuana,)
  • mordernos las uñas
  • Presentar tics nerviosos
  • Bruxismo

Factores que reducen el estrés

Los psicólogos consideramos que hay varios factores que nos pueden ayudar a reducir el impacto del estrés en nuestra vida y que pueden ser nuestros aliados a la hora de establecer un equilibrio entre recursos personales y exigencias:

  • Apoyo social
  • Hábitos saludables
  • Variables personales protectoras del estrés
  • El estilo de afrontamiento del estrés, cómo lo enfrentamos
  • Nuestra predisposición biológica

¿En que consiste el  tratamiento psicológico del estrés?

Los siguientes puntos que puedes leer a continuación, son objetivos a alcanzar en el tratamiento psicológico del estrés:

  • Conocer qué es el estrés, consecuencias físicas y emocionales.
  • Aprendizaje de técnicas que ayuden a reducir la activación
  • Trabajo con las creencias y pensamientos que mantienen o se relacionan con la respuesta de estrés
  • Entrenamiento de herramientas de comunicación para manejar los conflictos de forma eficaz
  • Consideración de la gestión del tiempo

Si necesitas la ayuda de un psicólogo para reducir tu nivel de estrés y disfrutar de tu tiempo personal, 

Pide cita ☎️ 668 87 03 13